¿Cómo prevenir el cáncer?

  • 0

¿Cómo prevenir el cáncer?

Category : noticias

Somos lo que comemos, por ello hay que reducir la ingesta de alimentos que perjudican la salud y consumir en mayor cantidad aquellos que alejan las enfermedades.

Es importante conocer a fondo los elementos preventivos y de control hacia una de las enfermedades más comunes de esta era: el cáncer.

Esta enfermedad designa diversas clases de acuerdo a la parte del organismo que se encuentre afectada; existen maneras de evitarla si se cambian diversos hábitos alimenticios a los que se está acostumbrado diariamente. Esto no quiere decir que la enfermedad no se desarrolle, pero las probabilidades de padecerla serán menores.

Para comprender un poco el carcinoma, hay que saber que este se caracteriza por el crecimiento anormal de grupos de células cancerosas, las cuales invaden a las células normales del cuerpo. Este proceso puede ser lento o rápido, puede afectar a cualquier órgano del cuerpo y persona que frecuente la ingesta de agentes carcinógenos que provocan el crecimiento descontrolado de estas células en el organismo.

Algunos agentes que comienzan el daño en las células son: los cigarrillos, las sustancias químicas, las bebidas alcohólicas, los tabacos, la exposición excesiva al sol y los hábitos alimenticios inadecuados.

Cada factor de riesgo se relaciona directamente con la causa de un tipo de cáncer, es decir: si la ingesta de alimentos altos en grasas es frecuente, la probabilidad de padecer cáncer de colon o mama es mayor. Para ello es necesario cuidar todo aquello que nos llevamos a la boca, consumir más alimentos altos en fibra, que sean naturales (menos químicos), antioxidantes; así se mantendrá un peso adecuado y se disminuirá la probabilidad de sufrir este mal.

¡Hay que prevenir!

Existen muchas maneras que pueden contribuir, de manera natural y sencilla, a prevenir esta enfermedad que muchos padecen hoy en día. Una alimentación que contenga una fuente importante de vitaminas, minerales, fibras y suficiente agua durante el día mantendrá al cuerpo saludable. He aquí algunos alimentos que se recomiendan consumir:

• Caroteno o Vitamina A: Las hortalizas y frutas con pigmentación fuerte de amarillo, verde y rojo, como la zanahoria, acelgas, pimentón y la lechosa contienen alto porcentaje de esta vitamina, el betacaroteno, por su parte, ayuda a prevenir el cáncer de laringe, bronquios, esófago, estómago, colon y vesícula.

• Vitamina C: La guayaba, la lechosa, el mango, el coliflor y el repollo también están cargadas de esta vitamina y esta contribuye a que el organismo sea más resistente al cáncer de pulmón y de estómago.

• Vitamina E: Esta vitamina capta y neutraliza los radicales libres que permiten la entrada de sustancias cancerígenas, así que el consumo moderado de aceites de maíz, girasol y ajonjolí protege directamente a las células del organismo.

• Selenio: Este oligoelemento contribuye a que las células se defiendan en las primeras etapas del desarrollo del cáncer. Las hortalizas y frutas crudas son una buena fuente de selenio, por lo que se recomienda hervirlas poco tiempo y con poca agua.

• Fibra: La principal función es regular el tránsito intestinal, como también reducir el tiempo de contacto de eventuales sustancias cancerígenas en las paredes del colon. La fibra se puede conseguir en los granos, cereales, hortalizas y frutas. Se recomienda ingerir diariamete entre 25 y 30 gramos.

• Fito químicos: Las hortalizas representan un beneficio que el cuerpo agradece. El coliflor, repollo, brócoli y el tomate pueden intervenir en los mecanismos de formación y eliminación del cáncer.

El mantener una alimentación variada y balanceada puede reducir las probabilidades de desarrollar el cáncer de colon en un 50%, el cáncer de mama en un 25%, y el cáncer próstata, endometrio y vejiga urinaria en un 15%; así como en menor porcentaje en el cáncer de estómago, páncreas, hígado, ovarios, pulmones y vesícula biliar. Se estima que entre el 30-40% de los tipos de cáncer en hombres y hasta 60% en las mujeres, se atribuyen a una alimentación inadecuada.

Siempre hay posibilidades de agradecerle al cuerpo todo lo que ofrece, la mejor manera es cuidando el único vehiculo que permite que nos movilicemos. Además, estos consejos sirven para vernos y sentirnos bien, en donde lo más importante es prevenir esta enfermedad que perjudica agresivamente el organismo.

Nunca es tarde para moderar el consumo de bebidas alcohólicas, evitar fumar cigarrillos o tabacos, comenzar a realizar ejercicios al menos 3 veces por semana, reprimir el consumo de comidas ahumadas, embutidas y enlatados, pero sobre todo ingerir de 6 a 8 vasos de agua al día como mínimo.

El cuerpo también necesita descansar y mantenerse relajado, el estrés forma parte de uno de los principales factores de alteración de estas células cancerosas. Mantenerse feliz, proactivo, sin tensiones, impulsando actividades como el yoga, para aumentar los niveles de endorfina y lo más importante: dormir ocho horas diarias.

Texto cortesía del Centro Diagnóstico Estética Láser – CDEL


Leave a Reply